RAIDERS_RAVENS_MNF
NFL

Los Raiders derrotan a los Ravens en un MNF de locos

El día de ayer tuvimos un MNF como nos lo merecemos los fanáticos y con tiempo extra incluido. Luego de toda la acción del domingo siempre esperamos un emocionante duelo en el “primetime” del lunes, y esta semana la tuvimos. Ojo que emocionante, no siempre quiere decir bien jugado. Muchos errores en el final hicieron que no se sepa quién iba a ganar este infartante partido, y esto hace enamorarte de la NFL cada día más. Hay mucho que decir de este juego, así que comenzamos.

Lamar Jackson haciendo lo que mejor sabe

LAMAR_JACKSON

Fuente: USA Today Sports.

Jackson comenzó muy bien el partido conectando con sus receptores y también generando yardas con sus piernas. Se nota que con él, los Ravens son un equipo muy peligroso y con un mejor cuerpo de receptores, explotará aún más su elusividad al correr. Adicionalmente, se cargó el equipo al hombro y siempre se puso arriba en el marcador, lástima que tuvo 2 fumbles muy costosos para su equipo, siendo el último el que sentenció el partido.

Jackson finalizó con 235 yardas por aire, 1 TD y 86  yardas por tierra. Este equipo se va a levantar de esto, aunque deben de darle más opciones sobre todo por aire.

¿Qué te pasa Gruden?

En la cabeza de Gruden solo tiene 2 receptores en la cancha, Waller y Renfrow, y el primero ni siquiera es un WR. Sin duda “Chucky” abusó sobre todo de Waller, llegando a la cifra de 19 targets totales, siendo 9 de estos en el primer cuarto. Ahora bien, cabe indicar que faltando 4 minutos para finalizar el tiempo regular, ni Ruggs ni Edwards tenían recepción alguna. También el otro receptor, Zay Jones, finalizó con solo 2 recepciones (una fue el TD del final del partido). Es muy fácil saber que van a lanzar a Waller principalmente, y por más que sea un muy buen jugador, esto vuelve al ataque muy unidimensional.

Además de esto, el HC llamó algunas jugadas cuestionables durante todo el partido. Así que esta victoria no debe de relajar a Gruden ni a sus jugadores, porque otros equipos van a capitalizar cada error que se tenga.

Correr no siempre te servirá para ganar

Para nadie es novedad que los Ravens basen su ofensiva en el juego terrestre. En este partido se apoyaron principalmente con el rookie undrafted Ty’son Williams que finalizó con 1 TD y 65 YDS promediando 7.2 yds/acarreo, todo esto sumados a las 86 yds de Jackson. Hasta aquí todo bien, el problema es que no pueden depender solamente del juego de carrera, porque cuando el partido se pone para ganarlo por aire, comienzan los problemas para los Ravens. Más allá de los números de Watkins y Brown, estos no te ofrecen garantías de salvarte en los momentos importantes, y más aún cuando las defensivas rivales cubren muy bien a tu mejor hombre, Mark Andrews.

¡Marlon Humphrey está en todos lados!

Este jugador estuvo presente en la mayoría de jugadas a la defensiva. Finalizó con 6 tackles y 3 asistencias, y generó jugadas en downs muy importantes para los Raiders. Al final tuvo un error en la asignación de Zay Jones, pero luego del último fumble, todos los jugadores de los Ravens estaban muertos anímicamente.

De a pocos se nota la mano de Bradley

CROSBY

Fuente: Getty images.

Parecería increíble estar escribiendo esto, pero la defensa de los Raiders los mantuvo siempre en el partido. Sin duda un muy buen partido de toda la unidad, sobresalieron Crosby (2 SACKS, 4 TKL, 2 ASSIST) que con Ngakoue al lado pudo explotar todo el potencial que tiene. Los líderes tackleadores fueron Perryman, Littleton y Abram con 5 tackles y 5 asistencias cada uno. Sin duda la adición de Wright al equipo ordena al cuerpo de LB y le da otra dimensión al front seven.

Por momentos se notó la mano de Bradley cuando el equipo se hizo sentir en el campo y empezó a jugar de manera muy agresiva, se notaban los dientes apretados de los jugadores y esto a su vez motivó mucho a la ofensiva.

¡Ay, Leatherwood!

Se notó la novatada de Leatherwood dentro del campo, perdió varios de los duelos que enfrentó y tuvo reacciones tardías por momentos, cometiendo al final un gigantesco error que se tradujo en una costosísima infracción que debería haberles costado el juego. Se tiene mucho que conversar con él en la semana y sobre todo entrenar, para poder brindar a su equipo seguridad por el lado derecho de la línea.

Carr haciendo el trabajo

Sinceramente el trabajo de Carr se ve reflejado directamente en el staff de coacheo, este QB está alineado a lo que indique Gruden y pocas veces cambia la jugada indicada. Mucho se le critica esto a Carr y es que siendo un jugador de octavo año dentro de la NFL, debería de tener más “galones” y ejecutar sobre la marcha, por más que Gruden se moleste. Igualmente este muchacho por más que tenga algunas deficiencias que no permiten que sea considerado un QB de élite, tiene algo de esos grandes QB y es que tiene el coraje de comandar a su equipo cuando el partido está para ganarlo. Tuvo series fenomenales sobre el final, como las 2 últimas del tiempo regular, la primera del tiempo extra y la última del partido, y si notaron su cara, él siempre supo que podía ganarlo.

Finalizó con 34/56, 435 YDS, 2 TD y 1 INT, sin duda números grandes para un QB pero viendo cómo transcurrió el partido, esto es solo referencial. Lo que sí importa es que lideró a los Raiders a su primera victoria, respetando la casa y teniendo a favor el criterio de desempate ante un rival, que sin duda, estará luchando por los playoffs.

Final de infarto

Zay_Jones

Fuente: AP Photo.

Luego de un último cuarto lleno de emociones, ambos equipos llegan empatados al final y se van al tiempo extra. Los Raiders ganan el volado y escogen atacar. Comienza el OT y luego de 3 min, Carr lanza un pase a Edwards, que a una yarda de las diagonales alarga el balón para anotar el TD y ganar el partido…

Todo era júbilo, los fans de los raiders estaban enloquecidos, los HC estaban cruzando el campo para saludarse, las cámaras estaban dentro del campo tomando la mejor foto posible, los Ravens ya estaban empacando maletas, todo hasta que el árbitro decide que es 1&GOAL en la yarda 1 de los Ravens. En la primera oportunidad Carr intenta un QB sneak y se queda corto. En la segunda, Leatherwood comete una infracción y retroceden 5 yardas para luego no completar un pase a Renfrow. Hasta que en la tercera, Carr intenta un pase a Snead que le roza las manos, rebota en el casco de Elliott e intercepta Averett. El estadio enmudeció, todos los fans se querían morir, a los Ravens solo les bastaba un FG para ganar el encuentro. Comienza la serie para los Ravens y en su tercera oportunidad, Jackson es capturado por Nassib cometiendo un fumble que luego los Raides capitalizan con un TD de Jones para sentenciar el partido. Sencillamente INCREÍBLE .

Foto de portada: https://www.reviewjournal.com

Los Raiders derrotan a los Ravens en un MNF de locos

Más populares

To Top