NFL

Rumbo al 2021: Los Angeles Rams

Hollywood, famosos, sol, playas, UCLA, estadio nuevo y aspiraciones de Super Bowl, eso es actualmente la ciudad de Los Angeles, California, hoy hogar de los Rams.

El año 2021 arrancaba de una manera agridulce: una victoria ante los Seahawks en Seattle por el Wildcard, donde tuvieron su revancha luego de perder la corona divisional; luego una derrota en Lambeau Field ante los Packers donde el resultado no demuestra lo dominante del juego de los Cheeseheads; además se acababa la novela McVay-Goff con el trade de este último + dos primeras rondas a Detroit a cambio de Matthew Stafford.

En fin, un enero convulsionado tuvo el equipo que dirige Sean McVay, que será el nuevo Super Bowl or Bust de la temporada.

Con la reducción del 8% en el Salary Cap (de $198.5 millones a $182.5) actualmente los Rams cuentan con -$33.136.331 en el espacio salarial, en estos momentos el peor de la liga, por lo cual deberían realizar algunos movimientos para liberar al menos $6 millones para poder únicamente firmar a su clase rookie del 2021.

Liberar cap space

A pesar de contar con tales números en rojo los Rams tienen una cierta ventaja sobre esto y es que actualmente poseen la cuarta mayor cantidad de jugadores bajo contrato con 64, Aún así deberán liberarlo previo al comienzo del año fiscal de la liga el día 17 de marzo.

– Andrew Withworth: el Tackle Ofensivo de 39 años anunció que volvería nuevamente al equipo, pero debido a su edad, cap hit y en especial salud, no veo que los Rams decidan mantenerlo al alto costo que posee. Cortarlo después del primero de Junio ahorraría $7 millones y tradearlo $9.5, pero con necesidad del espacio salarial cortarlo ahora y ahorrar $5 mill sería lo ideal en estos momentos.

– Michael Brockers: el EDGE de 30 años tuvo una buena temporada (51 tackles totales, 21 solo y 30 asistidos, 5 TFLs y Sacks, 10 QB Hits) ocupa un salary cap alto a pesar de eso, y los Rams podrían buscar ayuda de un rookie con un salario más bajo para que aprenda al lado de Aaron Donald. Si deciden deshacerse de él un trade sería lo más viable, su valor podría rondar entre una pick de 3ra ronda baja o una de 4ta ronda media. Con este movimiento salvarían $6.166 mill en el Salary Cap.

– Rob Havenstein: ¿deshacerse de tu otro OT titular? no sería lo más lógico para el equipo en cuanto al aspecto deportivo, pero definitivamente en el financiero, salvando con un trade al menos $5.170 mill. Una segunda ronda baja o una tercera alta serían un buen precio de compensación.

– Tyler Higbee: el TE tuvo un decente año a pesar de contar con la inconsistencia de Jared Goff a los mandos. Si bien es una buena arma ofensiva, dentro del esquema de McVay es totalmente reemplazable, y durante el draft podrían encontrar a alguien que lo reemplace bien. Un trade por una tercera ronda podría ser muy justo para ambos equipos, y con este movimiento los Rams ahorran $5.675 mill.

A estos movimientos sumamos las reestructuraciones de los contratos del adquirido QB Matthew Stafford y el P Johnny Hekker, para poder terminar de cerrar por lo menos un cap positivo que por fin le dan lugar a un cap positivo.

Entre otros movimientos cortarían al DT A’Shawn Robinson luego del 1ro de Junio.

Draft

Actualmente los Rams cuentan con seis selecciones en el draft (#57 en la segunda ronda, #101 y #104 en la tercera ronda, #141 en la cuarta ronda, #207 en la sexta ronda y #251 en la séptima ronda).

#57: luego de los movimientos realizados la primera necesidad para los Rams sería draftear un Tackle o poder reforzar con un EDGE. Creo que lo mejor en este caso sería ir con Liam Eichenberg, T de Notre Dame, para reforzar el lado externo de la línea ofensiva y poder enfrentar a una difícil división que posee a Nick Bosa en los 49ers y Chandler Jones y JJ Watt en los Cardinals.

#101: sorprenderá la elección, pero lo mejor sería draftear a Quinn Meinerz, C de Wisconsin-Whitewater (DIII), para reforzar la OL desde todos los ángulos y poder establecer un fuerte juego de carrera en donde Cam Akers y Darrell Henderson se vean involucrados.

#104: yendo al lado defensivo la mejor elección sería Patrick Jones II, EDGE de Pittsburgh. Con 1.96 m de alto y 117 KG de peso, es un masivo jugador que ante las pobres líneas ofensivas podría hacer bastante daño y más cuando estas se concentran principalmente en Aaron Donald.

Las últimas tres picks deberían ser utilizadas para reforzar el cuerpo de Linebackers ante la partida de Leonard Floyd; y a su vez conseguir un CB/S que pueda acompañar a Jalen Ramsey en la defensa aérea.

Y así termina este Rumbo al 2021 de Los Angeles Rams, un Darkhorse a llegar al Super Bowl (es decir un equipo que no es visto de los principales contendientes pero no sorprendería tanto que llegue), el cual es su objetivo para los próximos dos o tres años.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Más populares

To Top